jueves, febrero 21, 2019

Lenin: números, datos e imágenes de los crímenes del primer dictador comunista

 Nota del Bloguista de Baracutey Cubano

El artículo completo y un fuerte testimonio fotográfico (que puede herir sensibilidades) se pueden leer y ver haciendo click en el enlace  o link de donde fue tomado.
  *************************
Tomado de http://www.outono.net/

Lenin: números, datos e imágenes de los crímenes del primer dictador comunista
(FRAGMENTOS)

**********
Uno de los mitos históricos más aberrantes del siglo XX es presentar a Lenin como el dictador “bueno” de la URSS, y a Stalin como el “malo”, en un intento de salvar el mandato del primero.
**********

Por @ElentirVigo
8·11·2016

Las cifras de víctimas del leninismo, de noviembre 1917 a enero 1924
  •     Más de un millón de personas asesinadas por motivos políticos o religiosos.
  •     Entre 300.000 y 500.000 cosacos asesinados.
  •     Cientos de miles de trabajadores y campesinos asesinados por hacer huelgas.
  •     240.000 muertos en la represión de la rebelión de Tambov.
  •     Más de 50.000 prisioneros de guerra blancos ejecutados.
  •     Entre 3,9 millones y 7,75 millones de muertos por hambrunas entre rusos, kazajos y tártaros
 
Lenin en un mitin el 18 de marzo de 1918.

Una revolución comunista que abortó la democracia en Rusia

Para desmitificar a Lenin hay primero que romper otros mitos. El más básico es que cuando estalló la Revolución bolchevique el 7 de noviembre de 1917, los comunistas no derrocaron al Zar -que ya no reinaba- sino que abortaron la incipiente democracia en Rusia, aprovechando la crisis surgida entre conservadores y socialistas. Tras el asalto violento al poder por parte de los comunistas, estalló una guerra civil que duró cinco años, y en la que -ya desde el poder- se enfrentaron los bolcheviques -que resultaron vencedores- contra todos sus rivales. Era el comienzo de una sanguinaria dictadura que duraría más de 70 años, hasta la desaparición de la URSS en 1991.

En tres años Lenin multiplicó por 18 el aparato represor del zarismo

Nada más tomar el poder los comunistas, empezaron a organizar su aparato represor. Una de las primeras medidas de la dictadura bolchevique fue instaurar la Chrezvycháinaya Komíssiya (más conocida como Cheka), un cuerpo de policía política fundado el 20 de diciembre de 1917, cuando Lenin llevaba algo más de un mes ejerciendo como dictador en concepto de “Presidente del Consejo de Comisarios del Pueblo”. La policía secreta zarista, la temible Ojrana, había llegado a tener a unos 15.000 miembros, encargados de detener a enemigos políticos, encarcelarles, torturarles e incluso ejecutarles sin ninguna orden judicial. A finales de 1918 la Cheka ya tenía 40.000 agentes, y dos años más tarde ya eran 280.000 chekistas. En tres años los bolcheviques había multiplicado por 18 el volumen del aparato represivo del zarismo.

Los perversos métodos de tortura y asesinato de la Cheka

Si la Ojrana se había caracterizado por sus métodos brutales, la Cheka comunista superó en todos los sentidos el grado de crueldad de su predecesora zarista. Entre sus métodos de tortura y de asesinato contra disidentes políticos, clérigos ortodoxos y otras personas consideradas enemigas por los bolcheviques hay que citar salvajadas como las siguientes, documentadas por el historiador ruso Alexander Nikolaevich Yakovlev y por los Archivos Estatales de la Federación Rusa, entre otras fuentes:
  •     Lapidaciones, es decir, apedrear al reo hasta quitarle la vida.
  •     Crucifixiones, un método usado contra muchos sacerdotes y religiosos.
  •     Estrangulamientos.
  •     Arrojar a los reos a calderos de brea hirviente.
  •     Ahogamiento de reos en aguas heladas.
  •     Arrancarles el cuero cabelludo a los reos. Una práctica que se hacía, por ejemplo, en la Cheka de Járkov, en Ucrania.
  •     Ahorcamiento.
  •     Obligar a los reos a ingerir plomo fundido.
  •     Empalamiento.
  •     Matar a los reos arrojándolos a altos hornos.
  •     Castraciones.
  •     Enterrar a reos vivos, práctica perpetrada en la Cheka de Kremenchuk
  •     Desollamientos, es decir, arrancarle la piel a tiras a los reos. La Cheka de Járkov usaba la piel arrancada a los presos para elaborar guantes.
  •     Escalfar al reo, es decir, arrojarle agua hirviendo hasta matarlo.
  •     Decapitaciones.
  •     Desnudar a reos, atarles y arrojarles agua fría en pleno invierno hasta congelarles, una práctica de la Cheka de Orel, a 360 Km de Moscú.
  •     Matar a los reos tirándolos al mar o a un río maniatados (es lo que hacía periódicamente con sus prisioneros la Cheka de Kholmogory en el río Dvina).
  •     Atar a víctimas desnudas en torno a barriles rodeados de clavos, y hacerlos rodar hasta que los reos morían, una práctica de la Cheka de Voronezh.
  •     Atar jaulas con ratas a los cuerpos de los presos y atizar a los roedores con hierros candentes hasta que se abrían paso entre los intestinos de los reos, una práctica usada por la Cheka de Kiev y que años después incluiría George Orwell en su famosa novela “1984”.
Más de un millón de personas fueron asesinadas por motivos políticos o religiosos durante lo que se conoce como el Terror Rojo, entre 1918 y 1922, la época más dura de la dictadura de Lenin. Para que nos hagamos una idea, según el historiador británico Hugh Thomas, las víctimas de la represión franquista suman unas 100.000 personas, entre los asesinados durante la Guerra Civil y la represión de la postguerra. Es decir, que en poco más de seis años de dictadura Lenin asesinó a diez veces más gente de la que se atribuye a la dictadura franquista en casi 40 años. Sin embargo, muchos ultraizquierdistas españoles que llaman “genocida” a Franco no tienen reparos en proclamar su admiración por Lenin, como por ejemplo el diputado de Izquierda Unida Alberto Garzón.
****************

 El Terror Rojo

"Los rusos son demasiado amables, carecen de la habilidad de aplicar determinados métodos de terror revolucionario".
V. I. Lenin
("Lenin: Vida y Legado". Dmitri Volkogonov. [HarperCollins, 1994], pág. 203)

"La burguesía hoy es una clase en caída... Estamos forzados a arrancarla, a cortarla. El Terror Rojo es una arma utilizada contra una clase, condenada a la destrucción, que no desea perecer... El Terror Rojo acelera la destrucción de la burguesía".
León Trotsky
("Terrorismo y Comunismo: Una respuesta a Karl Kautsky". [New Park Publications, 1975], pág. 83)

"...lleven a cabo un terror masivo sin piedad contra kulaks, sacerdotes y Guardias Blancos; los elementos poco confiables deben ser encerrados en un campo de concentración fuera de la ciudad".
V. I. Lenin
("La Cheka: Policía Política de Lenin". George Leggett. [Clarendon Press, 1981], pág. 103)

"Estamos haciendo lo que hizo Lenin. No pueden construir el socialismo sin el Terror Rojo".
Asrat Destu. Comisario político del Ejército Etíope.
("El archivo Mitrokhin II: La KGB y el Mundo". Christopher Andrew y Vasili Mitrokhin. [Penguin, 2006], págs. 467-8)

"La dictadura es un gobierno basado directamente en la fuerza y sin restricciones de ninguna ley. La dictadura revolucionaria del proletariado es un gobierno ganado y mantenido por el uso de la violencia por el proletariado contra la burguesía, gobierno que no tiene restricciones de ninguna ley".
V. I. Lenin
("La Revolución Proletaria y el Renegado Kautsky". [Foreign Languages Press, 1972], pág. 11)

"Seguramente ustedes no imaginan que obtendremos la victoria sin aplicar el más cruel terror revolucionario".
V. I. Lenin
("La Cheka: Policía Política de Lenin". George Leggett. [Clarendon Press, 1981], pág. 57)

"No podemos esperar llegar a ningún lado a menos que recurramos al terrorismo: los especuladores deben ser fusilados en el acto. Es más, los bandidos deben ser tratados con la misma firmeza: deben ser fusilados en el acto".
V. I. Lenin
(“Reunión del Presídium del Soviet de Petrogrado con delegados de Organizaciones de Suministro Alimenticio”. Obras completas, Vol. 26, pág. 501)

"El Terror Rojo es el exterminio de enemigos de la revolución en base a su afiliación de clase o a su papel pre-revolucionario".
Feliks Dzerzhinsky
("La Cheka: Policía Política de Lenin". George Leggett. [Clarendon Press, 1981], pág. 114)

"Ni un sólo problema de lucha de clases jamás ha sido resuelto en la historia excepto por la violencia... La lucha de clases no asumió esta forma accidentalmente. Es la forma en que las clases explotadas toman todos los medios de poder en sus propias manos para destruir completamente a sus enemigos de clase, la burguesía...".
V. I. Lenin
(“Informe sobre las actividades del Consejo de Comisarios Populares”. Obras completas, Vol. 26, págs. 459-61)

"En no más de un mes de tiempo el terror asumirá formas muy violentas, tras el ejemplo de la gran Revolución Francesa; la guillotina... estará lista para nuestros enemigos... esa notable invención de la Revolución Francesa que acorta al hombre por una cabeza".
León Trotsky
("La Cheka: Policía Política de Lenin". George Leggett. [Clarendon Press, 1981], pág.  54)

"El uso de rifles, revólveres, bombas, cuchillos, manoplas, garrotes, trapos empapados en kerosene para iniciar incendios... alambres de púas, clavos (contra la caballería)... o ácidos para arrojar sobre la policía... El asesinato de espías, policías, gendarmes, volar estaciones policiales... debe comenzar en cualquier momento".
V. I. Lenin
(“Tareas de los contingentes del Ejército Revolucionario”. Obras completas, Vol. 9, pág. 420)

"Nosotros no tenemos compasión y no pedimos compasión de ustedes. Cuando llegue nuestro turno, no pondremos excusas para el terror".
Karl Marx
(“Supresión del Neue Rheinische Zeitung”. Neue Rheinische Zeitung, 19 de mayo, 1849

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Craig Faller, efe de Comando Sur de EEUU a militares venezolanos: "hagan lo correcto y salven a su país"

Tomado de https://www.radiotelevisionmarti.com


Jefe de Comando Sur de EEUU a militares venezolanos: "hagan lo correcto y salven a su país"


 Craig Faller, jefe del Comando Sur estadounidense, saluda al jefe de las Fuerzas Militares de Colombia, el general Luis Navarro Jiménez, durante su visita a Miami.


Con información de EFE
20 de febrero de 2019

El almirante Craig Faller, jefe del Comando Sur estadounidense, recordó este miércoles a los militares venezolanos que son "responsables de sus acciones" si no actúan correctamente en la encrucijada en que se encuentra su país y reiteró que Estados Unidos está preparado para cualquier eventualidad en Venezuela.

Faller habló así tras reunirse con el jefe de las Fuerzas Militares de Colombia, el general Luis Navarro Jiménez, que visitó la sede del Comando Sur en Miami.

"Ustedes al final serán responsables de sus propias acciones, hagan lo correcto", subrayó Faller en su mensaje a los militares venezolanos, a los que pidió que "salven" a su país.

Faller recordó lo que el presidente Donald Trump dijo este lunes en un discurso en Miami en el sentido de que EEUU busca una transición pacífica en Venezuela pero "todas las opciones siguen sobre la mesa".

"El presidente ha sido claro nuestro trabajo como profesionales militares es estar listos, el mundo está unido, estamos trabajando de cerca con nuestro amigos de Colombia y otros, la semana pasada estuve en Brasil para discutir cosas con los brasileños", manifestó.

En respuesta a una periodista que preguntó por la posibilidad de una intervención militar dijo: "Esta es una resolución diplomática como nuestros líderes han indicado, usted mencionó invasión, la única invasión es la de cubanos y rusos que continúan apoyando el régimen de Nicolás Maduro".

Según destacó el jefe del Comando Sur, Colombia es el principal aliado de EEUU en el continente americano tanto en "la lucha contra el narcotráfico y el terrorismo" como "identificando las amenazas que existen en la región".

Por su parte, el general Navarro Jiménez señaló a la prensa que así como los militares colombianos protegen a su población civil, esperan que los de Venezuela hagan lo mismo.

"Las fuerzas militares de Colombia en coordinación con otras entidades del gobierno, tenemos una logística instalada para atender cualquier situación de riesgo con la población civil, tenemos que ayudar", agregó.

Además de reunirse en privado, Faller y Jiménez tenían previsto participar
en una mesa redonda con otros altos mandos del Comando Sur de EEUU para hablar de la cooperación en materia de defensa.

Según un comunicado del Comando Sur, "por muchas décadas, los soldados de EEUU y Colombia han trabajado uno junto al otro durante ejercicios militares, misiones de ayuda humanitaria, intercambios profesionales y operaciones de seguridad para contrarrestar amenazas transnacionales".

La visita de Jiménez al Comando Sur se produce tres días antes de la fecha fijada para la entrada en Venezuela de la ayuda humanitaria donada por distintos países que reconocen a Juan Guaidó como presidente encargado de ese país y consideran que Maduro no es un presidente legítimo.

Uno de los centros de acopio de la ayuda, que Maduro rechaza, está en Cúcuta (Colombia).

(Con información de EFE)


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Video: ‘La verdadera historia soviética’: excelente documental sobre los crímenes comunistas. Ofrece pruebas de la colaboración entre el régimen nazi y la URSS

 Nota del Bloguista de Baracutey Cubano

En el siguiente enlace podrán ver el documental completo que es de una hora y 25 minutos y no de 53 minutos  que es el que aparece en este post.

***************
La verdadera historia sovietica



Tomado de http://www.outono.net/

‘La verdadera historia soviética’: excelente documental sobre los crímenes comunistas

***********
Ofrece pruebas de la colaboración entre el régimen nazi y la URSS
***********


Por @ElentirVigo
18·5·2016

Hace una semana Francisco José Contreras publicó en su Twitter un interesante documental dirigido por el letón Edvīns Šnore en 2008. Lo vi hace unos días de un tirón. Magnífico.
  • El trampolín comunista de Hitler
  • Cuando nazis y soviéticos lucharon y desfilaron juntos en Polonia
Aunque el vídeo demuestra que fue emitido en el canal Historia, no recuerdo haberlo visto nunca en él estos últimos años. Y no me extraña, porque echa por tierra todo el blanqueamiento del comunismo que lleva a cabo buena parte de la izquierda europea desde hace décadas, un blanqueamiento frente al que algunos no toleran discrepancia alguna, por mucho que haya abundantes pruebas y documentos para desmontarlo. El documental demuestra que los crímenes del comunismo no eran algo accidental en esa ideología, sino que eran la consecuencia lógica de un afán por imponer una sociedad teóricamente perfecta, sacrificando para ello a determinados colectivos sociales, igual que el nacional-socialismo. Unas prácticas genocidas que, contra lo que piensan muchos, ya las inició Lenin, un brutal dictador cuyos retratos siguen colgando de las paredes de muchas sedes de formaciones comunistas en España y en el resto de Europa.

Las SS nazis llegaron a colaborar con el NKVD soviético

El documental ofrece pruebas de los paralelismos e incluso de las colaboraciones entre el comunismo y el nazismo, abordando la invasión de Polonia a manos de Hitler y Stalin tras el pacto secreto firmado por las dos dictaduras en agosto de 1939. Se muestra como las SS colaboraron con el NKVD soviético, intercambiándose personas fugadas de ambos países -en el vídeo vemos los listados de prisioneros-, se habla del desfile conjunto nazisoviético en Brest (os mostré las fotos aquí), e incluso se aborda el boicot comunista a los movimientos de resistencia en países ocupados por Alemania (también os hablé de ello aquí). Además, se muestran los horrores vividos durante el Holodomor, el genocidio ucraniano ordenado por Stalin (millones de muertos en una hambruna provocada por la dictadura comunista).

Los vascos, una ‘basura racial’ que debía perecer, según Engels

Uno de los datos más llamativos que da el documental es un artículo publicado por Friedrich Engels en el periódico comunista Neue Rheinische Zeitung (Nueva Gaceta Renana), editado por Karl Marx, el 13 de enero de 1849, en el que el cofundador del comunismo se refería a highlanders escoceses, a vascos, bretones y eslavos del sur como “basura racial” que está “destinada a perecer” en la guerra para implantar la revolución. Que hoy haya comunistas entre todos los pueblos citados es tan paradójico como lo sería que un judío o un negro se proclamasen partidarios del nazismo.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Jorge Riopedre: “El aparato” cubano está ganando tiempo


“El aparato” cubano está ganando tiempo

Por Jorge Riopedre
Febrero 20, 2019

Cúcuta, Norte de Santander, Colombia, parece un lugar adecuado para lo que hasta ahora se vislumbra como un choque de voluntades entre el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y el procónsul de Cuba en Venezuela, Nicolás Maduro.

En Miami y Caracas se ha escuchado ruido de sables y tambores de guerra, mientras discretamente los subalternos de ambos contendientes sostienen conversaciones en Miraflores y La Habana, en busca de una salida negociada.

Cúcuta es veterana en trajines de guerra. Fue por estos días que El Libertador, Simón Bolívar, derrotó al invasor español en lo que hoy se conoce como “La Batalla de Cúcuta” (28 de febrero de 1813), histórico destino de los hados a la espera de una nueva página potencialmente belicosa en las próximas setenta y dos horas.

Sin embargo, el primer tanteo no será a tiros y cañonazos. El empresario británico, Richard Branson, ha organizado un concierto del lado colombiano de la frontera con decenas de conocidos artistas, mientras que el ministro de información de Venezuela, Jorge Rodríguez, anunciaba un contraconcierto bajo el sospechoso lema de “Por la Paz y la Vida”.

(Nicolás Maduro y Raúl Castro en La Habana.)

Siento decirles que “el aparato” cubano está ganando tiempo.

Si la oposición organiza un concierto en la frontera, ellos organizan un concierto del otro lado del puente Tienditas. Si la oposición almacena alimentos y medicinas en Cúcuta, ellos traen de Cuba, Moscú, China o cualquier otro país amigo, toneladas de medicinas y alimentos. Si la oposición moviliza manifestantes, ellos obligan a los suyos a manifestar. Si el presidente Trump los fustiga como se merecen, ellos adoptan en Caracas y La Habana el papel de víctimas del imperialismo norteamericano, dispuesto a desatar una guerra que causaría muchas bajas entre la población civil.

Por eso no han detenido a Juan Guaidó ni disuelto la Asamblea Nacional. Andan ocupados movilizando los cuadros subversivos en países vecinos; los amigos que han cultivado durante años en África, insignificantes, pero con voz y voto en la ONU; los representantes demócratas que ya promueven abiertamente el socialismo rojillo en el Congreso de EE.UU.

Imitando a los comunistas de la Guerra Civil Española, enviaron oro venezolano a Rusia para asegurarse el suministro de armas en caso de que estalle una confrontación convencional que no pueden ganar, pero sí contrarrestar abriendo frentes guerrilleros junto a las FARC y el ELN en distintos puntos de Suramérica.

Conociendo cómo operan estos canallas disfrazados de comunistas, me preocupa que las buenas intenciones de Trump se vean difuminadas por presiones de grupos socialistas y de derechos humanos, proclives a contraer el síndrome del primer ministro británico, Neville Chamberlain. Parafraseando el comentario que Winston Churchill hiciera de su colega apaciguador, podríamos decir que “a nuestra patria se le ofreció elegir la guerra para impedir la ocupación cubana de Venezuela, pero no lo hicimos a tiempo y ahora, de todas maneras, estamos a punto de tener la guerra”.

Con esta gente no hay arreglo; hay que sacarlos por la fuerza.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

miércoles, febrero 20, 2019

Ismael Sambra: Sesenta años de involución criminal. Fidel Castro quería ser todo y hacer de todo al mismo tiempo sin alcanzar nada

Tomado de https://www.cubaencuentro.com/


Sesenta años de involución criminal

**********
Fidel Castro quería ser todo y hacer de todo al mismo tiempo sin alcanzar nada
**********
(Imágenes añadidas por el Bloguista de Baracutey Cubano)

Por Ismael Sambra
Toronto
20/02/2019

¿Qué se puede decir además de todo lo que se ha dicho sobre la fallida revolución cubana castro-comunista? Me tomé algunos días antes de comenzar.

En una de las preguntas que le hice al excomandante de la revolución Huber Matos en Miami, noviembre de 2001, en la cual defino a Fidel Castro como “el mayor cínico de la historia”, enseguida me respondió “…es un sujeto con un inmenso vacío ético; pero al mismo tiempo con una inteligencia para la maldad excepcional. Y me pregunto: ¿Cómo los cubanos…, que crimen ha cometido nuestra gente a lo largo de nuestra historia, desde los tiempos de la colonia hasta nuestros días para que nos cayera una calamidad como este hombre? Porque si los cubanos hubiéramos escogido al hombre con más capacidad para hacerle daño a nuestra nación, no habríamos acertado como acertamos con Fidel Castro…”[1]

(Fidel Castro en varias  etapas de su vida)

El líder convertido en tirano estuvo decidido a mantener su poder de por vida a sangre y fuego, y lamentablemente lo logró imponiendo además su legado a los herederos de su trono. La credibilidad que le restaban unos, se la daban otros. Llegó a dividir a los gobiernos del mundo democrático, incluyendo al de Estados Unidos calificado por él, como su peor enemigo y calificado por mí como su mejor aliado, por las contradicciones partidistas generadas por la democracia que le dieron oxígeno a pesar de las sanciones económicas legisladas. El efecto político creado por estas sanciones fue peor y muchos pensaron en el pequeño David enfrentado al gigante Goliat que el mismo Castro se encargó de propagandizar.

A pesar de sus posturas y los efectos histriónicos creados por él para enardecer multitudes, como ese de la palomita blanca sobre su hombro, así como los mitos para enaltecer su personalidad de mesías que llegaba a nuestros predios para redimir a los oprimidos, fue un dictador poco original, pues copiaba al dedillo a muchos de sus predecesores, desde los métodos de infundio, intriga y represión utilizados por Stalin, hasta el estilo genocida y discursivo de Hitler contra sus opositores. Tomó el diseño propagandístico de la imprenta nazi-fascista y los trucos repetitivos de Joseph Goebbels, los principios perversos y crueles del poder que difundía Nicolás Maquiavelo, la obcecación fundamentalista y siniestra de Kim Il Sung y los pasos pervertidos de Benito Mussolini de revolucionario socialista a dictador fascista.

En sus discursos de largas horas sobre temas inauditos para apuntalar su extrema egolatría, se dio a la explicación de planes incongruentes como el de cruzar un toro Cebú con una vaca Holstein para obtener más leche y más carne en cada espécimen, y alimentar así al pueblo, o el de disecar la Ciénaga de Zapata para sembrar arroz, o de sembrar café Caturra en el cordón de la Habana para aumentar la desmadrada producción, o de hacer una zafra azucarera de 10 millones de toneladas de azúcar cuando no había ni caña que moler. En eso fue en lo único que fue original, en la de cosechar olímpicos fracasos que le ganaron fama y el sobrenombre de Comediante en jefe, pues parecía que todo era como un desagradable chiste, porque sin arrepentirse ni reconocer sus errores, demandaba “vamos a convertir el revés en victoria”, por pura magia, al estilo de los más recalcitrantes sofistas. Todos estos planes, entre otros, fueron reveses o rotundos fracasos, y la culpa caía siempre sobre el “embargo americano”.

Acorde con su espíritu belicoso, pienso que, de haber ocupado el trono en cualquier país continental, se hubiera embarcado en grandes campañas de conquistas territoriales con su ejército. Por supuesto, sin participar nunca en el frente de combate, a diferencia de lo que hicieron los reyes y grandes conquistadores de la antigüedad y la edad media. Pero desafortunadamente para él, las fronteras de su imperio estaban enmarcadas en una isla y eran otros los tiempos. Sin embargo, llegó a enviar tropas, a las que llamó internacionalistas, por barco y por avión a toda la América y el continente africano.

Algo muy importante para Fidel Castro fue llegar vivo al triunfo de su rebelión evitando al máximo los riesgos que podían costarle la vida. Chanes de Armas, el preso político más antiguo del mundo, me contó en una entrevista, que después del fracaso del asalto al cuartel Moncada, Castro le pidió que se entregara para evadir la persecución de los soldados de Batista.

“Chanes: Sí, de los ocho que quedábamos nos seleccionó a cinco, entones se quedaban Pepe Sánchez, Alcalde y Fidel…

Sambra: Entonces Fidel les dijo a ustedes cinco que se sacrificaran…

Chanes: Para salvarlo a él, que es salvar la revolución; es decir, que nosotros, al entregarnos, nosotros teníamos que decir que Fidel se encontraba… que habíamos estado con él, pero no por la Gran Piedra…”[2]

El imperio persa, alcanzó su grandeza y su fama con su fundador Ciro el grande quien murió peleando junto a su ejército en el 530 a.C., como hacían los reyes en la antigüedad para dar el ejemplo. Antonio Maceo murió en combate cuando ya había recibido 29 heridas de bala en diferentes acciones. José Martí, el ideólogo de la independencia de Cuba murió también de cara al sol porque dijo “a la hora de montar monto” y cumplió y fue a pelear por la libertad. A Fidel Castro no se le conoce una sola herida de bala y ni un solo rasguño en los días de la lucha armada, porque cuando iba, iba a la retaguardia con su rifle de mirilla telescópica, y según el testimonio de Huber Matos nunca participó directamente en combate alguno.

Su exacerbada vanidad lo llevó a soñar con la grandeza de Constantino en el otrora imperio bizantino. Pero se diferenciaba de este al imponer las doctrinas ateas marxistas-leninistas en lugar de la fe cristiana, así como la ruina total de Cuba en vez del esplendor de Bizancio o Constantinopla (la actual Estambul) logrado por este talentoso y tolerante emperador, pues Castro había adoptado el modelo económico centralizado de los rusos en lugar del libre flujo comercial del expandido mercado del mediterráneo con prósperas ciudades que se fortificaron y desarrollaron a pesar del constante asedio de sus enemigos.

Es decir, que Fidel Castro quería ser todo y hacer de todo al mismo tiempo sin alcanzar nada. Ahí mismo comenzaba su descalabro, pues solo atendía al culto de su personalidad y todo lo subordinaba al poder político, sin que le importara en absoluto la nación ni la economía ni el progreso, para imponernos la involución criminal. Ya desde la niñez venía marcado por algún maleficio. Alina Fernández, la hija de Fidel Castro, nos cuenta en sus memorias, que su papá cuando iba a la escuela, “los hermanos tuvieron que ponerlo al final de la fila porque contrajo la extraña manía de caminar tres pasos para adelante y un paso para atrás a medida que avanzaba.”[3] Nada bueno sembró y nada bueno cosechó. Y como dice el refrán popular: “Quien siembra espinas recoge tempestad”.

Sus ideas de expansión territorial lo llevaron también a compararse con Simón Bolívar. Recuerdo que en la misma entrevista Huber Matos me contaba sobre su obsesión por este personaje cuando en la Sierra Maestra le preguntaba constantemente sobre esta controversial figura, su personalidad y sus conquistas. Ese fue su gran sueño: hacer una sola América bajo el comunismo. Por eso debió sentir mucha frustración al no lograrlo, y de aquí partió la raíz de sus rabietas y sus enfermedades que lo apartaron físicamente del poder hasta el día de su muerte.

Algunos lo definen como una persona inteligente, pero yo lo defino como un engendro muy astuto, porque la inteligencia es una gracia de Dios y su astucia era la del diablo. Si hubiera sido inteligente, en lugar de crímenes, sacrilegios y confrontaciones, le hubiera dado paz, almohada segura y comida a la población cuando contaba con su masivo apoyo, hubiera desarrollado las comunicaciones, las construcciones y las inversiones, tal como hicieron algunas inteligencias imperiales y hasta algunos dictadores de América como Rodríguez de Francia (1814-1840) en Paraguay, por solo citar al más representativo, quien sin embargo mereció el rechazo de José Martí, al acotar que “La tiranía es una misma en sus varias formas, aun cuando se vista en algunas de ellas de nombres hermosos y de hechos grandes.”

Fidel Castro ni siquiera hizo aportes al comunismo. Al menos Lenin, con todas sus diabluras, forjó el marxismo-leninismo. Castro solo se sirvió de Marx y Lenin para perpetuarse y desacreditarlos aún más. Sus privilegios alcanzados a costa de su máxima autoridad lo llevaron a tener su propio islote privado para la pesca submarina y las bacanales con sus más cercanos y corruptos servidores, así como a la construcción de casas lujosas y bien protegidas para su uso personal que algunos han calculado en más de 50 en toda la isla y que funcionaban en su totalidad con criados, guardianes y toda clase de servicios como si él las estuviese habitando.

Fidel Castro creó un enorme éxodo migratorio, forzando al exilio la cuarta parte de la población, para dejar el resto sumidos en el miedo y el desamparo, malviviendo en un “insilio” de paupérrimo cautiverio. Ciro el Grande antes de morir conquistó Babilonia en el 539 y liberó a los judíos. Porque en el 607 a.C. Babilonia había arrasado Jerusalén y se había llevado a los sobrevivientes. Así se cumplió la profecía bíblica “Cuando se hayan cumplido 70 años pediré cuentas al rey de Babilonia y a la nación y ciertamente haré de ella yermos desolados… (Jeremías 25:12). Así los judíos liberados regresaron a Israel después de un prolongado destierro de 70 años.

A Ciro el Grande, en los pocos años de su reinado, se le recuerda como un gran estratega y un gran arquitecto que llevó fortuna y tolerancia a su gente y a las tierras conquistadas. En vez de destruir las economías locales, aumentó el comercio en todo su reino, desarrolló una moneda y creó leyes universales, respetó la cultura y las religiones de los pueblos conquistados. Se adaptó a los cambios y tomó medidas inteligentes y necesarias. Fundó majestuosa ciudades como Pasargada, la capital del imperio, construyó largas carreteras, suntuosos jardines, puentes y grandes canales y sistemas de irrigación y almacenamiento de agua en lugares inhóspitos donde no había ríos ni lagos, solo escarbando con cinceles en las profundidades rocosas, sin utilizar mano de obra esclava pues pagaba con monedas de oro a los trabajadores por su trabajo realizado. Fue considerado por su gente y los historiadores como un modelo de rey. Sus sucesores siguieron su legado y multiplicaron la riqueza y la prosperidad persa.

El Castro-comunismo después de 60 años no había respondido a las necesidades de la población, ni de agua, ni de viviendas, ni de producción, ni de agricultura, ni de alimentación, aun como absoluto dueño de las tierras más fértiles conquistadas de un plumazo con la ley de La Reforma Agraria, probablemente por desconocimiento o poco entendimiento de lo que es primordial, o poca capacidad de reconocimiento a estas grandes proezas de la antigüedad, donde no se contaba con equipos sofisticados como los actuales para la construcción. Castro solo construyó algunas represas en algunos ríos, 545 prisiones y solo un hospital en cada provincia y ciudad cabecera. Todos los demás hospitales ya estaban construidos antes de su gobierno. En Santiago de Cuba, segunda ciudad de importancia después de La Habana, ya existían dos grandes hospitales asistidos por El Estado y tres más privados con cientos de miembros asociados.

Cuando un régimen construye muchas más prisiones que hospitales, nos muestra, además de su fracaso social, su naturaleza perversa y represiva. Castro no tiene nada digno de ser destacado en cuanto a edificaciones y construcciones, incluyendo la fallida construcción del “hombre nuevo”, que era uno de los supuestos objetivos del laboratorio comunista. Solo podríamos destacar, pero en sentido negativo, el haber perforado una red de cientos de fosos y túneles en todas las ciudades para supuestamente protegernos de la invasión armada de los Estados Unidos, aunque la voz pópulo decía que eran túneles para encarcelar a la población hastiada, en caso de una rebelión masiva cuando los estadios deportivos no dieran abastos. Otros decían que fue una excusa para dar trabajo y pagar el mísero salario equivalente a 15 dólares al mes en los tiempos que declaró un Período especial, porque se habían cerrado las fábricas y las industrias después del derrumbe imperial del comunismo, aumentándose la inflación a niveles astronómicos por la falta casi total de abastecimientos siempre en manos del improductivo Estado, subsidiado satélite de los rusos. Son túneles y pozos que han quedado inservibles, muchos de ellos totalmente abandonados y que ponen en peligro de derrumbe los cimientos de las construcciones en las áreas sísmicas. ¡Qué desperdicio de tiempo y recursos materiales y humanos! ¿Tendremos que esperar diez años más para la total liberación de los cubanos del desastre comunista?

A Fidel Castro se le recordará como eso, como un Comediante en jefe de batallas perdidas, como el mayor mentiroso, como el mayor cínico de la historia, como alguien que quiso ser grande en su propio imperio de desolación, muerte y descabellados planes, y que solo puede comparársele con los más crueles y sofisticados asesinos de otros tiempos, que con su bloqueo interno a todas las libertades, arrasó con la prosperidad de una isla situada por su naturaleza y la geografía en un paso comercial privilegiado, como la gran Alejandría mediterránea, para las grandes economías del mundo. Pero que solo trajo miseria, apatía e infortunio, vanos sacrificios y el más grande de los éxodos de estos tiempos a causa del naufragio de sus proyectos. Este ha sido su real legado y seguirá siendo ese si siguen aferrados al poder y al continuismo los herederos de su dinastía.

La gigantesca piedra que hoy cubre su tumba, es un símbolo a considerar como una piedra en el zapato de los desclasados o como la piedra que él fue en el camino de los que querían una Cuba próspera, libre y democrática, con todos y para el bien de todos.

Ismael Sambra es un expreso político. Fundador del Primer Grupo Independiente de Escritores y Artistas en Santiago de Cuba conocido como El Grupo, y su revista homónima. Ha publicado poesía, cuento, crítica, artículos y ensayos. Ha recibido premios y reconocimientos. Es Miembro de Honor del PEN Club de Escritores de Canadá.

[1] QUERIDOS AMANTES DE LA LIBERTAD, Ediciones Libro Libre, pág. 144, Canadá, 2005.
[2] Ibídem, pág. 58.
[3]Alina, Memorias de la hija rebelde de Fidel Castro: Plaza & Janes editores, pág. 15, tercera edición, España, 1997.
© cubaencuentro.com
*********
Cayo Piedram  un paraiso construido para disfrute de Fidel Xastro y sus invitados







 
 


**************
Tomado de http://baracuteycubano.blogspot.com

Nota del Bloguista de Baracutey Cubano

Algunos de los discursos donde se  dijeron algunas de esas promesas, planes  y frases han sido censuradosen  el sitio oficial de Cuba donde  se  asientan supuestamente todos los discursos de Fidel Castro Ruz. En otras palabras: El Censurador en Jefe ha sido  también censurado :-)
********
FRASES. PROMESAS Y PLANES INOLVIDABLES DE FIDEL CASTRO RUZ  PARA CUBA QUE SU PREMATURA MUERTE  LE IMPIDIÓ REALIZAR 
1.¨Si llevamos adelante el programa en toda la extensión como nos proponemos, si todos los proyectos que están en este momento preparándose se llevan adelante, si no nos ponen zancadillas, tengo la seguridad de que en el curso de breves años elevaremos el estándar de vida del cubano por encima del de Estados Unidos y del de Rusia, porque esos países invierten un porcentaje enorme del esfuerzo humano en hacer aviones, bombas, cohetes, barcos de guerra y armamento en general.  Si nosotros, que no tenemos esos problemas, nos dedicamos a invertir nuestro esfuerzo en crear riquezas para la nación cubana, con la ventaja de ser una revolución respaldada por la mayoría del país, con la ventaja de contar con un país rico, donde se puede sembrar todo el tiempo en el año, un pueblo inteligente y un pueblo entusiasta, un pueblo ansioso de alcanzar un destino mejor, lograremos un estándar de vida mayor que ningún otro país en el mundo¨.
2. ¨Además, estamos ya estudiando y preparando los proyectos para desecar la Ciénaga de Zapata, con una capacidad de 15 000 caballerías de tierra, y que cuando esté en condiciones de cultivo, va a servir de sustento a decenas de miles de familias cubanas.
He oído algunas discusiones sobre la Ciénaga de Zapata, si pertenece a Las Villas o pertenece a Matanzas.  Sobre esas cosas no hay que discutir, lo que hay que decir es que la Ciénaga de Zapata pertenece a Cuba; la desecación de la Ciénaga de Zapata no va a beneficiar solamente a los villaclareños, va a beneficiar también a los matanceros, y va a beneficiar, en definitiva, a todos los cubanos.  Allí irán campesinos de Las Villas y campesinos de Matanzas.  Es una tontería ponerse ahora a discutir y a fomentar divisiones por esas cuestiones.  Esas son cuestiones intrascendentes, que no hay que traer al caso, esas son cuestiones localistas; lo importante es que la Ciénaga de Zapata está ahí, y ahí va a quedarse, está ahí como un pedazo de Cuba, un pedazo que vamos a rescatar para beneficio de todos los cubanos¨...
3. “En 1970 la Isla habrá de tener 5 mil expertos en la industria ganadera y alrededor de 8 millones de vacas y terneras…productoras de leche… Habrá tanta leche que se podrá llenar la bahía de La Habana con leche”. Fidel Castro, 23-08-1966.

4. ¨. Y hasta ahora todas las cosas que nos hemos propuesto han ido marchando.  Y creo que si nos proponemos crear aquí una de las regiones de vida más agradable para el trabajador y su familia, lo podemos lograr; crear un centro modelo en todo esto, y resolver todos los problemas no solo industriales y de viviendas, sino de alimentación y de abastecimiento, ¡lo podemos resolver!  Yo no les prometo que lo vamos a resolver en un día, no les digo que de hoy a mañana habrá leche aquí, pero sí les digo que nosotros encontramos la solución al problema de la leche y que en un tiempo relativamente breve habrá leche, y que todas esas comunicaciones que se están haciendo van a ser impulsadas, y que el impulso de esas comunicaciones facilitará todos los problemas de abastecimiento de esta región¨.
Discurso pronunciado en Moa, provincia de Oriente, el 26 de agosto de 1966.
4. “Cuba, en un breve tiempo se convertirá en un país exportador de petróleo” Fidel Castro, 18-06-2008.
5. “Y si ellos en la Florida han podido desarrollar una gran industria de cítricos en una tierra peor que la nuestra, no hay la menor duda de que nosotros vamos a tener una industria de cítricos superior a la industria de cítricos de la Florida. De eso no hay duda”. Fidel Castro, 08-06-1968.
6.¨Y en realidad hay que decir, compañeros, que realmente estamos empezando. Ahora, de ahora en adelante, es que los imperialistas van a ver lo que es un pueblo revolucionario progresando, un pueblo revolucionario avanzando (APLAUSOS), porque hay ahora ya esa conciencia, esa responsabilidad, ese conocimiento, esa organización que ya se ve en todas partes en nuestro país y que, sin duda de ninguna clase, augura éxitos aún mayores, porque de la misma manera que hemos alcanzado estos 6 millones, sin duda que se alcanzarán los 10 millones de toneladas en 1970.
Y en este sentido ya los trabajos para ampliar los centrales, todos los proyectos, las contrataciones de los materiales, de los equipos, de las materias primas, están muy adelantadas y comenzará el programa de ampliación de los centrales¨. 
 7. “Y nosotros vamos a ir elevando, año por año, el rendimiento de los cañaverales, porque Cuba estaba entre los últimos países de producción de caña por hectárea. Aunque en rendimiento de azúcar éramos de los primeros, pero la agricultura atrasada, sin técnica, sin fertilizantes, pues hacía que el promedio de producción por caballería fuese realmente muy bajo”. Fidel Castro, 26-07-1968.
8. ¨Parejamente se desarrollará la industria de la sucroquímica, la utilización del bagazo para hacer pulpa, y con los planes de repoblación forestal que se están haciendo, en el futuro podremos mezclar pulpa de bagazo con pulpa de madera y tendremos otro tremendo renglón de exportaciones. No serán los 10 millones de toneladas de azúcar, sino los casi 4 millones de toneladas de miel que nos permitirá ser país exportador de carne también a Cuba, y que nos permitirá encontrar otras fuentes de divisas; significarán también las posibilidades extraordinarias del empleo de la pulpa y de otros renglones de la sucroquímica. De donde una caballería sembrada de cañas con 100 000 arrobas, dará grandes ingresos por el azúcar, pero dará también muchos ingresos por los demás renglones. Es decir que significa también el desarrollo de otras ramas de la economía¨.
9. ¨Esa es la perspectiva de los años futuros, esa es la perspectiva por la que debemos trabajar en lo adelante.  Y ya en el campo de la economía, en lo fundamental, nuestra agricultura estará considerablemente desarrollada para 1970, y se pondrá el énfasis fundamental del país no solo en las industrias básicas —como cemento, electricidad y otras—, sino que ya la década de 1970 a 1980 será la década de grandes incrementos en las instalaciones industriales, tanto para elaborar los productos de una agricultura desarrollada como para atender todas las necesidades de una sociedad moderna y en avance.
Es decir que al cabo de nueve años, habiendo vencido las dificultades fundamentales y estando mejor preparados que nunca para las dificultades que se presenten, se nos presenta un panorama risueño y tenemos derecho a sentirnos mucho más seguros de lo que hacemos¨. 
10. ¨El azúcar es nuestro principal cultivo y quien quiera cualquier variedad de nuestras mejores variedades de azúcar que la venga a buscar a Cuba (APLAUSOS).  Nuestra ganadería se desarrolla y no tenemos dudas de que será en el curso de pocos años una de las mejores ganaderías del mundo.
Quien quiera razas, ejemplar de cualquier tipo, quien quiera semen de cualquier toro, de nuestros mejores toros, que lo venga a buscar a Cuba; quien quiera semillas de cualquier tipo que las venga a buscar a Cuba, porque nosotros no tememos competencia de ninguna clase.
Y nosotros, nuestro pueblo trabajador, si no encontramos la coordinación y la cooperación entre los países del mundo subdesarrollado, no nos quedará otra alternativa que lanzarnos hacia adelante en la producción y llegar a los limites a los que sabemos que somos capaces.  Y sabemos que somos capaces de muchas cosas, y sabemos que en azúcar no habrá quien pueda competir con este país en ningún sentido (APLAUSOS); pero, además, seremos productores importantes de carne para los mercados del mundo, en cantidad y en calidad, y seremos productores importantes de cultivos tropicales, y entre los cítricos nos colocaremos entre los primeros países del mundo, y lo mismo ocurrirá con el café y con el plátano fruta y con la piña (APLAUSOS).
Nosotros tenemos aquí esa variedad de piña que es la cayena lisa y tenemos contadas todas las matas y tenemos una banderita puesta al lado de cada mata y estamos recogiendo los hijos, y produciremos más piña de la que pueda producir nadie en el mundo (APLAUSOS)¨.

 








*************

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Vicente Morín Aguado desde Cuba: El imprescindible testimonio de 60 años luchando contra el totalitarismo en Cuba

Tomado de https://www.cubaencuentro.com

El imprescindible testimonio de 60 años luchando contra el totalitarismo en Cuba


*********
Más de treinta testimonios vertidos en una jornada significaron una nueva vindicación de Cuba al decir de José Martí
*********

Por Vicente Morín Aguado
La Habana
20/02/2019

“Los cubanos si han luchado por la libertad”, enfatizó Pedro Corzo, presidente del Instituto de la memoria histórica del pueblo cubano contra el totalitarismo, al clausurar en Miami el pasado tres de febrero la conferencia Reafirmación democrática, sesenta años después.

Más de treinta testimonios vertidos en una jornada significaron una nueva vindicación de Cuba al decir del apóstol de nuestras libertades José Martí. El también columnista de el Nuevo Herald subrayó que los testimonios vertidos ese día avalan un sacrificio nunca detenido pues “a pesar de los muchos fracasos, de nuestros errores, miles de hombres y mujeres han continuado la lucha.”

La conferencia reunió a personalidades relevantes del exilio cubano, pertenecientes a tres generaciones de luchadores contra la dictadura comunista, muchos sobrevivientes de la lucha armada de los años sesenta, en la generalidad, expresos políticos.

(Sesión de trabajo de la conferencia en Miami, 3 de febrero de 2019)

Fernando Pruna Bertot, alzado en armas contra Fidel Castro durante los meses iniciales de 1959, capturado en Pinar del Río, condenado a muerte y finalmente 17 años preso, resumió con la naturalidad de los héroes, los inicios de su enfrentamiento a la naciente revolución, autenticidad que revela completamente en la reciente edición española de su biografía, Habana 505, un mural de recuerdos que se inician durante la dictadura batistiana.

Nelly Rojas conmovió a los presentes recordando las vicisitudes del exilio al salir de prisión en 1972, primero España, después Venezuela y finalmente Estados Unidos. Se trata de la solidaridad que vence a la soledad, del hogar común para los expulsados del suelo patrio que arriban a país extraño apenas con la ropa encima. La solidaridad, en su emotivo testimonio, no es patrimonio de una ideología específica, es condición humana cultivada.

También mostraron su quehacer varias instituciones de la intelectualidad en el destierro, como el Pen Club cubano, fundado en La Habana durante la década del cuarenta del pasado siglo, renacido en Estados Unidos en 1997, inmediatamente reconocido por la selecta sociedad de escritores con sede en Londres, que agrupa a unos 25 mil artífices literarios de 148 países.

José Antonio Albertini, a nombre del Pen Club cubano, denunció la política cultural vigente en la mayor de las Antillas, dirigida a enraizar “la exculpación y banalización del desastre creado, que ha ocasionado en la población cubana un daño antropológico y transcultural de dimensiones que aún están por valorarse en toda su magnitud.”

En esa misma dirección la conferencia Reafirmación democrática, sesenta años de lucha por la libertad, contó con la reflexión de alto vuelo del profesor Eduardo Lolo, de la Academia de Historia de Cuba en el exilio, quien señaló el inmenso valor de la tarea paciente que hoy acomete el Instituto de la memoria histórica del pueblo cubano contra el totalitarismo, al eternizar testimonios incómodos para quiénes desde el trono escriben la historia:

“Ese registro de la memoria puede, incluso, aclarar, enmendar o refutar versiones de historiadores que, por padecer deficiencias en sus conocimientos o perseguir agendas políticas específicas, hayan pasado por alto, olvidado o escamoteado otros elementos de la… historia tales como, citando al clásico romano Cicerón, ser “testigo veraz de los tiempos, luz de la verdad… maestra de la vida”.

El breve momento de una jornada de alegatos documentados por sus protagonistas este 3 de febrero en el campus del Miami Dade College ha de extenderse en la búsqueda de la verdad histórica que solo entre todos sus protagonistas es posible reconstruir, confrontando el desvanecimiento de la memoria, la banalización del mal, preservando la vida de la memoria.

© cubaencuentro.com
(COMPLETO) Conferencia “Reafirmación Democrática, 60 años de lucha por la libertad”




Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Alfredo M. Cepero: LA IZQUIERDA FANÁTICA QUE REELEGIRÁ AL PRESIDENTE DONALD J. TRUMP.

Tomado de http://www.lanuevanacion.com/

LA IZQUIERDA FANÁTICA QUE REELEGIRÁ A TRUMP.

**************
Cegados por el fanatismo están creando las condiciones para la reelección de quien califican como su irreconciliable enemigo
**************

Por Alfredo M. Cepero
Director de www.lanuevanacion.com
Sígame en: http://twitter.com/@AlfredoCepero
2-13-19
.

En el verano de 1972 me encontraba de vacaciones en Miami Beach con Conchita y los tres hijos que nos habían nacido hasta ese momento. Esto era parte de mi peregrinación anual para visitar a mis padres y disfrutar de las playas y de la comida cubana que no tenía en mi casa del estado de Virginia, donde residí durante 15 años. Nadie en su sano juicio habría roto el encanto de unas idílicas vacaciones para ocuparse de temas políticos. Pero los viejos hábitos son difíciles de reprimir. Además, con unas elecciones presidenciales en menos de seis meses, no pude resistir la tentación de ver en su totalidad la Convención Demócrata de aquel año. Esa noche, el partido postuló al Senador George McGovern como candidato que se enfrentaría en noviembre al entonces vituperado Richard Nixon. Esa misma noche le dije a mi esposa: "Ya Richard Nixon ha sido reelecto".

El senador por Dakota del Sur era por entonces el vocero más elocuente de la izquierda dentro del partido. Sus credenciales principales eran su oposición acérrima a la guerra de Vietnam y su ostensible simpatía por un enemigo jurado de los Estados Unidos llamado Fidel Castro. Y aunque Richard Nixon se encontraba bajo el ataque concentrado del Washington Post por su encubrimiento del escándalo de Watergate, propinó a Mc Govern una soberana pateadura. Nixon ganó 49 estados y obtuvo el 61 por ciento de los votos populares. McGovern obtuvo el 38 por ciento de los votos populares y ganó solamente su estado de Dakota del Sur y ese tradicional epicentro del pantano que es el Distrito de Columbia, donde viven todos los zánganos que victimizan al pueblo norteamericano.

Es cierto que, desde el punto de vista político, nos encontramos a una distancia sideral del año 1972. No es menos cierto que nos queda un largo camino por recorrer para llegar a las elecciones presidenciales de 2020. Pero es evidente que Donald Trump está conduciendo una campaña al estilo de Richard Nixon. Concentra su artillería pesada sobre sus adversarios y se proclama campeón de un segmento de la población que se ha cansado de no ser tomado en cuenta por el establecimiento político de Washington. Lo que Nixon llamó "la mayoría silenciosa", Donald Trump ha bautizado como "los hombres y mujeres olvidados de América". Y esa gente ha dado muestra de estar dispuesta a seguirlo hasta el mismo borde de cualquier abismo.


Sin embargo, el número de estos incondicionales no sería suficiente para reelegirlo. Trump sabe que necesita votos dentro del 40 por ciento de los norteamericanos que se declaran independientes y de los demócratas moderados que se sienten incómodos con los rumbos izquierdistas de la base del partido. Esa fue la gente a quienes Trump habló durante su reciente y brillante discurso sobre el estado de la unión. Por otra parte, la izquierda fanática que está determinando la agenda y dividiendo al Partido Demócrata está creando las condiciones para una repetición de la pateadura de 1972. Cegados por el fanatismo están creando las condiciones para la reelección de quien califican como su irreconciliable enemigo
.

Estos guerreros de la izquierda fanática han cambiado la naturaleza y las metas tradicionales del Partido Demócrata. Lo han convertido en un partido de anarquistas que propone la eliminación de fuerzas del orden como ICE. Un partido de apátridas que pone los intereses de los inmigrantes por encima de los derechos de los americanos nativos. Un partido de infanticidas que asesinan niños capaces de vivir por si mismos fuera del seno materno. Un partido de socialistas empeñados en proporcionar asistencia financiera a holgazanes que se niegan a trabajar. Un partido de antisemitas que hacen causa común con los vándalos que quieren desaparecer del mapa al estado de Israel.

Para colmo de males, una imberbe de 29 años, ignorante de historia, economía y geografía, que por un tiempo se ganó la vida como "bartender" y con menos de dos meses en la Cámara de Representantes se aparece con la osadía de pretender ser la "voz cantante" de la agenda demócrata. Y lo peor es que sus apandillados le tienen miedo y le siguen la corriente. El "Nuevo Trato Verde" propuesto por Alexandria Ocasio- Cortéz es un adefesio político que parece ser producto de la pesadilla de un borracho incurable. Su conducta nos confirma el innegable fenómeno de que el excesivo consumo de alcohol embota los sentidos y altera el juicio.

Los promotores de este "Nuevo Trato Verde" se proponen erradicar todo vestigio de combustibles fósiles tales como el petróleo y el gas natural. Irónicamente se oponen a la generación de energía atómica, la forma  más limpia de producir energía. Su plan implicaría convertir en chatarra los aviones y los automóviles, reacondicionar todas las edificaciones del pais y hasta eliminar la producción de carne de res dando muerte a las vacas que contaminan la pureza ambiental con las ventosidades que emiten las damas por su parte trasera. Si no fueran tan devastadoras sus consecuencias esto parecería un chiste de mal gusto. Lamentablemente es una realidad que no podemos ignorar si queremos seguir siendo ciudadanos libres de una republica constitucional y evitar convertirnos en un rebaño de ovejas domesticadas como los pueblos de Cuba y Venezuela.

Otra prueba de lo descabellado de este "Nuevo Trato Verde" es su costo astronómico de 7 MILLONES DE MILLONES de dólares, que deja pequeños a otros proyectos gigantescos llevados a cabo con anterioridad por esta nación. El Programa Apolo--1960-1973-- que puso a Neil Armstrong en la superficie de la Luna costó 19 MIL MILLONES DE DÓLARES. El financiamiento total de la Segunda Guerra Mundial --1941-1945--que salvó a Europa de la pesadilla del nazismo ascendió a 3.3 MILLONES DE MILLONES EN DÓLARES DE 2009, menos de la mitad de lo que costaría la borrachera verde de Alexandria Ocasio-Cortéz.

Pero la verdadera dimensión del peligro de esta izquierda vitriólica para el partido y para los Estados Unidos se hace patente en su poder de intimidación de otros políticos demócratas. Ninguno de los candidatos que aspiran a la presidencia por el Partido Demócrata se ha atrevido a denunciar esta barbaridad. De hecho, aunque algunos sugieren cambios cosméticos, todos dicen apoyar la idea como un camino hacia la pureza ambiental.

A mayor abundamiento, las malas noticias siguen abatiendo al Partido Demócrata y reduciendo las probabilidades de éxito de sus candidatos en las presidenciales de 2020. Hace un par de semanas, el estado de Virginia sufrió el equivalente de un terremoto político cuando su gobernador demócrata, Ralph Northam, formuló declaraciones favorables al aborto en el tercer trimestre de embarazo. Acto seguido, alguien le endilgó el terrible adjetivo de racista por haberse pintado la cara de negro en una fiesta en la que participó durante sus días de estudiante de medicina.

En una conducta extraña para los demócratas, sus colegas del partido le pidieron su renuncia inmediata. La premura se debió a que, renunciando Northam, ascendería a la gobernación el Teniente Gobernador Justin Fairfax, un joven negro carismático que mantendría a Virginia en el campo demócrata para las presidenciales de 2020. La fiesta se echó a perder cuando Fairfax fue acusado de violación por dos mujeres también negras y también demócratas. Para no quedarse atrás, el Fiscal General de Virginia, el demócrata Mark Herring confesó haberse pintado la cara de negro en años de su juventud. Sin embargo, tomando una página del libro de trampas y descaro de Bill Clinton, los tres se han negado a renunciar.

Todo esto es una gran noticias para el Presidente. La continuada presencia de estos tres hipócritas en sus cargos limitará la capacidad y la credibilidad de los candidatos demócratas para acusar de racista y de mujeriego a Donald Trump en las próximas elecciones. Jeffrey Bloodworth, un prestigioso historiador que en su libro Losing the Center: A History of American Liberalism, ha denunciado los excesos de la izquierda, dijo hace solo unos días: "Si los demócratas se convierten en el partido de quienes, en vez de escucharlo de pie, se arrodillan cuando es interpretado el himno nacional, serán víctimas de la misma pateadura que recibió McGovern en 1972".

2-13-19


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Esteban Fernández sobre Alexandria Ocasio Cortez: ENTRE PEOS Y TROMPETILLAS

ENTRE PEOS Y TROMPETILLAS

Por Esteban Fernández
19 de febrero de 2019

De ambas partes del conflicto hay gente que sin ser agentes encubiertos son tan “militantes de la imbecilidad” que le hacen un tremendo favor – sin querer- al enemigo.

Nosotros en 60 años los hemos padecido en cantidades industriales, pero a nuestros adversarios también les han sobrado.

El último caso en USA es Alexandria Ocasio Cortez. Al principio me endemoniaban sus estúpidas y agresivas declaraciones, y hoy en día le pido a Dios que no se calle, que siga hablando estiércol y echándose un cubo de mondongo encima y salpicando de mierda al socialismo aquí, y en todos los rincones del planeta.

Por mi madre que habla más basura que el guagüero venezolano Nicolás Maduro y eso es mucho decir. Tanto es así que en cualquier momento los que la patrocinan en cualquier momento le dan pirey y la cesantean.

Y el día que la boten Donald Trump -de guilletén- debía darle un sueldo. Porque lo cierto es que nadie está haciendo más por su reelección que esta atrevida y atrabiliaria mequetrefe.

Dice tantas barrabasadas que los líderes izquierdistas del Partido Demócrata tiemblan cada vez que abre la boca.

Lo mejor del caso es cuando sus declaraciones se convierten en coñas y burlas como ahora que culpa a los ‘peos de las vacas’ de ser parte de la causa del calentamiento global, y que debemos deshacernos “de las vacas que se tiran vientos”.

Donald Trump también tiró a relajo las atrabiliarias ideas de esta guanaja diciendo sarcásticamente que “sería fantástico para la llamada ‘huella de carbono’ si eliminamos permanentemente todos los aviones, automóviles, petróleo, gas y el ejército”.

Alguien dijo hace días que Alexandria Ocasio Cortez se ha convertido con sus absurdas declaraciones en la Sarah Pailin de los izquierdistas. Ya quisiera ella para un día de fiesta.

Y de pronto afirma en Twitter que “$21 billones en errores contables del Pentágono podrían haber pagado el 66 % de la propuesta de Medicare”.

Y suelta unas absurdas palabras que no sé si se las enseñó un marinero o un jardinero: “Si vamos a dar vuelta el rumbo de este barco como país, no basta con lanzar una roca al jardín de nuestro vecino, debemos limpiar nuestro propio fondo”.

Si yo fuera un tipo optimista pensaría que todo esto es una gran conspiración de la CIA para desprestigiar al comunismo. O que se trata de una atrevida asalariada y utilizada de George Soros que se vale de cualquiera para conseguir sus propósitos de dominio mundial.

Nada de eso, yo creo que es una atrevida camarera boricua del Bronx hablando lo que pica el pollo.

Y -si de verdad fuera inteligente, que no lo es- para mí que debe olvidarse de los peos de las vaca y darse cuenta de los peos y trompetillas que ya comienzan a tirarles los votantes norteamericanos con dos dedos de frente.


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Francisco Almagro Domínguez sobre Venezuela y Cuba: ¿Los cubanos tienen la llave?



¿Los cubanos tienen la llave?

***********
Lo que sucede o pueda suceder ahora en Venezuela debe preocupar a todos los compatriotas, porque Cuba puede verse implicada en un conflicto de proporciones incalculables
***********

Por Francisco Almagro Domínguez
Miami
19/02/2019
El poder conseguido por medios culpables
nunca se ejercitó en buenos propósitos.
Tácito

Me encontraba con un familiar a bordo de un taxi un mediodía a finales de 1983. Mientras subíamos por la calle 26 de la Ciudad de la Habana, el chofer encendió la radio para saber las últimas noticias sobre Granada. Los noticieros de la mañana hablaban de fuertes combates entre “civiles” cubanos y tropas norteamericanas en torno al aeropuerto de Point Salines. Era la primera vez que chocaban directamente tropas de los dos bandos. De pronto, el locutor de Radio Reloj, leyó, emocionado, la nota: los últimos cubanos se han inmolado abrazados a la bandera cubana. El familiar a mi lado, nada proclive al régimen, comenzó a llorar. Le dolía la pérdida de compatriotas en tierras ajenas.

Después supimos que nada de eso era cierto. Todo era muy confuso. Gracias a la desinformación y la mentira, armas de la Revolución, nunca supimos qué sucedió realmente allí. Vimos bajar del avión a un coronel Tortoló vivo, muy vivo, y después a cientos de trabajadores que construían el aeropuerto en disputa —el Presidente Reagan insistía en su probable uso militar. Tortoló desobedeció la orden de morir combatiendo junto a civiles que en toda su vida solo habían tenido en la mano una pala de albañil. Del coronel degradado no se supo mucho más. Se le aplicó la pena capital comunista: muerte social.

En aquellos años, y quien haya cumplido “misión” lo sabe, la orden a los médicos, ingenieros, obreros, asesores deportivos y culturales era combatir, no evacuarse, no rendirse. En esos lugares recibíamos entrenamiento militar; teníamos hasta un Domingo de la Defensa como si estuviéramos en Cuba. En las brigadas de cooperantes se almacenaban uniformes, fusiles, granadas y parque suficiente para “resistir”. Por azares o la providencia, Granada no volvió a repetirse, ni siquiera cuando el Frente Sandinista perdió estrepitosamente las elecciones. Hubiera sido una pérdida de vidas innecesaria: a los sandinistas casi nadie los quería, pues ellos eran la guerra.

Han pasado 36 años de la temeraria epopeya granadina, y salvando las enormes distancias de tiempos y actores, Venezuela empieza a dibujarse como el próximo escenario donde el enfrentamiento directo entre cubanos y norteamericanos podría tener lugar. Se calcula que hay más de veinte mil colaboradores civiles en ese país, sin contar asesores militares y de inteligencia en una cifra considerable. Es la mayor cantidad de cubanos en otra nación después de las experiencias en África —Angola y Etiopía— y América-Nicaragua.

Lo que sucede o pueda suceder ahora en Venezuela debe preocupar a todos los compatriotas, no solo por el final sangriento a que están conduciendo los mandamases bolivarianos el país, sino porque Cuba, como antes fue en Granada, puede verse implicada en un conflicto de proporciones incalculables. Todo está preparado en la Isla para que así sea: no hay información veraz, real, de cómo están las cosas allí; ocultan que más del 80 por ciento del pueblo rechaza a Nicolás Maduro; no trasmiten la masividad de los actos contra el régimen; mienten sobre el apoyo creciente a nivel internacional para la transición y celebrar elecciones libres; no mencionan que hay un cuarto de millón de venezolanos dispuestos a traer la ayuda en sus propios brazos desde la frontera.

Preparado así el terreno comunicacional, la matriz sociológica para una próxima aventura extraterritorial —como si Cuba fuera una potencia hegemónica—, no sería extraño pensar que de La Habana la resolución sea “resistir hasta el último hombre” —fue la orden dada a los cubanos el día 25 de octubre de 1983 en Granada. Del mismo modo que está en manos del Palacio de la Revolución buscar una salida de ganar-ganar, difícil a esta altura, pero no imposible, está la de repetir el doloroso papelazo donde murieron 25 cubanos defendiendo lo que no era suyo —no, el petróleo de Venezuela tampoco es suyo.

El mundo de hoy es más comercial que ideológico, algo que no han aprendido los mandantes cubanos, quienes a veces parecen vivir en los días de la gloria internacionalista. Por eso intentaron el viejo truco del diálogo, que no funciona porque nadie cree en los interlocutores, ni siquiera el apocado Papa Francisco. El último amago ha sido enviar “ayuda humanitaria” para competir con la enviada por otros países, como si la Isla famélica no necesitara la urgente infusión de todo lo imprescindible. En estas maniobras dilatorias hay una falta de creatividad peligrosa, preocupante. Una escasez de cerebro que asusta por su osadía.

No por casualidad, son cubanos quienes parecen “tener la llave” del conflicto. La política hacia Venezuela y su régimen, está asesorada, en ambos bandos, por cubanos o sus descendientes. A los de La Habana asiste el instinto de sobrevivencia, un fuerte motivo, pero no del todo racional y que los puede llevar a cometer errores lamentables. A los de Washington los asiste, además de la razón, una vieja deuda, familiar y espiritual, con la tierra de sus mayores.

Eso de “tener la llave” es una referencia a la barriada del Cerro, en Cuba: el Cerro tiene la llave. Por ese municipio discurría la Zanja Real, el primer acueducto construido en 1592, y después todos los canales del Acueducto de la Ciudad de la Habana. Un cierre del suministro de agua marchitaría la ciudad entera. Cuba no es solo la figura geográfica, Llave del Golfo, estampada en su escudo nacional. Cuba, la del exilio y la de la Isla, puede ahora ser la “llave” para resolver al menor costo posible el conflicto venezolano.

© cubaencuentro.com
**************
Invasión de Granada: La verdadera historia




La historia de la invasión de Granada



Operation Urgent Fury (documentary)- Invasion of Grenada




Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

: Alberto Roteta Dorado: VENEZUELA ANTE LA POSIBILIDAD DE UNA INTERVENCIÓN MILITAR


VENEZUELA ANTE LA POSIBILIDAD DE UNA INTERVENCIÓN MILITAR.

Por  Dr. Alberto Roteta Dorado
18 de febrero de 2019

“La guerra no ha de ser para el exterminio de los hombres buenos,
 sino para el triunfo necesario de los que se oponen a su dicha”. 
 José Martí. 

Santa Cruz de Tenerife. España.- Un joven de solo 35 años, ingeniero y con vínculos en la vida política venezolana desde sus tiempos de estudiante universitario, ha logrado lo que jamás nadie había conseguido en casi dos décadas de chavismo. Juan Guaidó, el actual presidente de Venezuela, toda vez que desde hace un mes se considera ilegítima la presencia del dictador Nicolás Maduro, cuenta con el reconocimiento oficial de un considerable número de países de América y Europa, y actualmente ocupa el centro de la atención de la comunidad internacional dada su posición de firmeza para mantenerse en defensa de los venezolanos que han determinado poner fin al régimen chavista. 

La respuesta de casi sesenta países como demostración de apoyo a su gesto de asunción a la presidencia del país – algo que hizo según lo establecido por las leyes constitucionales venezolanas, y por lo tanto, no estamos en presencia de un acto de autoproclamación como se dice en algunos medios–, la inmediatez de su aceptación por parte del pueblo venezolano, amén de su poder de convocatoria demostrada nuevamente ante la reacción internacional a su pedido de ayuda humanitaria para el pueblo venezolano, son, entre otras cosas, algunos de los aspectos que demuestran que el joven presidente va por muy buen camino. 

Pero no es precisamente de las virtudes de Juan Guaidó de lo que trataré en este nuevo escrito dedicado a la causa de nuestros hermanos venezolanos; aunque su figura, de una u otra manera, guarda relación con el asunto en cuestión. Trataré de centrar mi atención, y por tanto la de los lectores, en el polémico y sensible tema de la intervención militar en Venezuela, algo que el nuevo presidente apoya, según ha declarado en los últimos días a diversos medios de prensa. 

En primer lugar, la idea de una intervención militar en dicho país no es nada nuevo, aunque ha logrado adquirir en los últimos días dimensiones inusitadas ante lo inminente de esta posibilidad. Recuerdo con seguridad que defendí la idea de una intervención hace más de un año, justo cuando Venezuela vivía uno de los peores momentos de su triste historia por motivo de la represión marcada de la dictadura de Maduro ante el reclamo popular, algo que consideré como una necesidad toda vez que la eliminación de Nicolás Maduro y cualquier foco chavista pondría fin al régimen. Insisto en que me referí a una intervención y no a una invasión, categorías que suelen asociarse, y hacerse idénticas cuando en realidad tienen fines y propósitos diferentes. 

(Juan Guaidó, Presidente encargado de Venezuela)

Ahora están dadas todas las condiciones para que pueda concretarse como acto una intervención militar, aunque de manera general la comunidad internacional se ha proyectado negativamente respecto a esta posibilidad, incluyendo el Grupo de Lima, cuyo protagonismo en la lucha por la emancipación venezolana ha sido, y es, decisiva en el actual contexto de este país, y de manera general en la región. 

Varias personalidades políticas del momento a pesar de estar en contradicción total con el régimen chavista también han mostrado su escepticismo en relación con esta opción y han declarado su inconformidad al respecto, destacándose en este sentido Iván Duque y Jair Bolsonaro, figuras que siempre consideré claves en acciones de este tipo, ya sea de manera individual o en conjunto con el gobierno estadounidense. 

No obstante, el presidente actual de Venezuela y la Asamblea Nacional, AN, tienen otra visión en relación con la posibilidad de una intervención. El Parlamento de Venezuela aprobó por primera vez este 6 de febrero el estatuto que rige la transición hacia la democracia, lo que marca el camino para lograr el gobierno interino y la caída de Nicolás Maduro. El documento, aprobado en sesión plenaria, cuenta con más de 40 artículos y establece la ruta para nombrar funcionarios que ocuparán instituciones del Estado venezolano dentro y fuera del país. 

Entre los puntos más importantes de dicho documento está el referido a que el gobierno provisional podrá solicitar la ayuda de la comunidad internacional a los fines de restablecer la soberanía estatal en el territorio de la República de Venezuela, previa autorización de la AN, lo que constituye el punto crucial que permitirá la posibilidad de una intervención extranjera que permita lograr la democracia del país. El documento faculta al Parlamento competencias para dictar leyes que permitan atender la emergencia humanitaria y que además promuevan el rescate de la economía del país. 

Juan Guaidó se pronunció recientemente a favor de la posible intervención militar en su patria. Según sus declaraciones a AFP, publicadas en el prestigioso diario ecuatoriano El Universo, la participación de una fuerza militar externa que contribuya al proceso de democratización gradual de la nación y a la salida definitiva de Nicolás Maduro del poder no está descartada: “Nosotros haremos todo lo posible. Esto es un tema obviamente muy polémico, pero haciendo uso de nuestra soberanía, el ejercicio de nuestras competencias, haremos lo necesario" (refiriéndose a su rol como presidente interino y su cargo al frente de la Asamblea Nacional).

Su actitud no debe ser motivo de rechazo ante la malinterpretación de su postura en defensa de la soberanía venezolana. Nada más lejos de la idea de que el nuevo presidente quiera una invasión que ponga en peligro la vida de miles de venezolanos. No se trata de una invasión al pueblo, sino de una intervención necesaria para liquidar al dictador que mantiene el poder usurpado, amén de extirpar radicalmente cualquier foco chavista que pudiera quedar como remanente una vez restablecido el orden democrático constitucional.   

En declaraciones directas al diario uruguayo El País dijo: “Nosotros rechazamos absolutamente que se solucione este conflicto de manera violenta, pero como dijo Nelson Mandela, “el terreno de la lucha no lo decide el oprimido, sino el opresor”. En este caso, si fuera requerida una fuerza internacional para restituir el orden constitucional, y proteger la vida de nuestros ciudadanos, existe la atribución legislativa taxativa de aprobar una acción así por parte de la Asamblea Nacional (Artículo 187 de la Constitución de la República de Venezuela). 

De igual forma el actual presidente se mostró muy preciso cuando insistió en la idea de que en Venezuela la intervención militar ya está presente desde hace mucho tiempo, toda vez que, según sus declaraciones: “en Venezuela ya existe una intervención extranjera con presencia de cientos de efectivos de nacionalidad cubana en las Fuerzas Armadas. También hay presencia del ELN y de las FARC de Colombia. El núcleo del conflicto político es que ha ocurrido un golpe de Estado, liderado y ejecutado por Nicolás Maduro, quien detenta de facto la investidura de “Presidente”. 

Lo que constituye una realidad en la que muy pocos se han detenido a analizar. Téngase en cuenta que desde los años iniciales del chavismo con el fracasado proyecto del Socialismo del siglo XXI estuvo la presencia del poderío militar cubano, algo que actualmente se mantiene una vez que se consolidara durante los primeros años y etapa intermedia del chavismo. 

El expansionismo castrista posibilitó la presencia de cientos de militares, algunos encubiertos y otros abiertamente, en tierras venezolanas para adoctrinar, manipular y controlar todo el acontecer del proceso de la llamada revolución bolivariana, hecho que sería la garantía de la subsistencia económica de la isla caribeña que se había quedado sola en el mundo luego de la derrota definitiva del comunismo en la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas, URSS, y en Europa Oriental. 

No obstante, se comenta acerca del interés de Estados Unidos por el petróleo venezolano, que cual enfermiza idea delirante presentan los pocos defensores del chavismo, y se deja a un lado los intereses particulares del régimen cubano desde los tiempos de Fidel Castro con sus magalomaníacos y utópicos proyectos (actualmente todos fracasados) en combinación con el excéntrico mandatario venezolano Hugo Chávez. De ahí que los verdaderos interesados en las riquezas de Venezuela, amén de sus ambiciones expansionistas en la región (obsesión presente desde los ya lejanos tiempos del terrorista Che Guevara con sus andanzas guerrilleras latinoamericanas), sean los comunistas cubanos y no los representantes del gobierno estadounidense.    

Todas las operaciones militares del país, así como la vigilancia absoluta y el control radical hacia la ciudadanía civil es llevada a cabo, o supervisada y dirigida por agentes infiltrados del régimen comunista de Cuba, lo que es de conocimiento público actualmente, aunque se mantuvo de manera solapada antes del auge de las redes sociales y del periodismo independiente. Sin embargo, muy pocos se refieren a la intervención militar del régimen comunista y expansionista de Cuba, el responsable máximo del desastre venezolano y de la desestabilización política y social de la región, devenida en verdadera crisis humanitaria. 

Y así las cosas, mientras que Juan Guaidó asegura que sería legal una intervención militar extranjera para asegurar la entrega de ayuda humanitaria, pero de cualquier modo, según su criterio es legal la intervención militar, el dictador Nicolás Maduro, en medio de un caos total y tan enajenado como sus asesores de la isla comunista caribeña, acaba de dar inicio a unos ridículos ejercicios militares para la preparación defensiva de la posible intervención. Con gritos de “que no nos amenace Donald Trump, fuera Donald Trump de Venezuela, fuera sus amenazas”, pronunciados al inicio de su simulacro guerrero, el hazmerreír del momento sigue ganando tiempo. 

Tal vez su torpeza mental, su ineptitud como jefe de estado y su inexperiencia en cuestiones de estrategias militares defensivas le impidan percibir la vulnerabilidad extrema de Venezuela en el momento actual. Su delirio – que es el mismo de todos los líderes de la izquierda continental– solo le permite ver a un enemigo imperial que, hasta el momento, ha permanecido como espectador a pesar de que se le ataca continuamente de ser el desencadenante de los actuales sucesos de la patria de Bolívar. La absurda idea de la hipótesis del interés petrolero por parte del gobierno estadounidense sigue siendo el escudo defensivo de los anquilosados simpatizantes del madurismo. 

Desde La Habana, el epicentro del comunismo regional, se ofrecen las “orientaciones” al acorralado mandatario que al parecer no es consciente del fin de su existencia. Con intervención militar o sin ella, con rebelión de su propio ejército – ya comienzan a desertar militares de alto rango– o no, su salida del poder es ya una realidad que no deberá dilatarse por más tiempo. Se corre el riesgo de un enfriamiento del ardor popular ante la extrema lentitud de un proceso que merece terminar con la desaparición total del chavismo y el exterminio de sus principales líderes.     

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...